iftylroaoeej16deefkn
Ilustración 1. Superficie de Marte.

Ángel Jané y Pablo Martínez, dos españoles entre los 100 finalistas del proyecto Mars One. 2024 es la fecha programada para que se pose sobre Marte la primera expedición humana. Una expedición con billete exclusivamente de ida. Financiada por productoras audiovisuales, Mars One se podría convertir en el primer Gran Hermano extraterrestre y, aún siendo por motivos comerciales primordialmente, de llevarse finalmente a cabo sería el primer gran paso de la humanidad en la colonización de nuevos planetas.

Actualmente utópicos, estos proyectos (como el Virgin Galactic) se integrarán dentro de una nueva era para la humanidad. El caso de Marte es una de las dos sendas por las que la humanidad deberá dirigirse. La otra será el cambio de ruta y fundamentar el progreso en una sostenibilidad conjunta y cooperativa. En el supuesto de continuar bajo la competitividad actual, cada nuevo desarrollo tecnológico y evolutivo implicará un mayor sacrificio económico ante la escasez de recursos naturales y la aniquilación constante de la biodiversidad de la Tierra, acercándose peligrosamente al punto de no retorno que la gente obcecada asimila como maquinaciones y conspiraciones.

1. IPCC (INTERGOVERNMENTAL PANEL ON CLIMATE CHANGE)

Predicciones y conjeturas del futuro que espera a la humanidad. El efecto mariposa como concepto de la teoría del caos defiende que cada acción individual presente tendrá su repercusión en las situaciones futuras. El objetivo de esta entrada es realizar el análisis de los distintos pronósticos ambientales a los que la humanidad se está dirigiendo a partir de la organización internacional de referencia en este ámbito como es el IPCC (Intergovernmental Panel on Climate Change).

Ilustración 2. Logo ONU. Cuna del IPCC.
Ilustración 2. La ONU, una del IPCC.

El IPCC se fundó en 1988 por las Naciones Unidas y es la reseña usual para sostener planteamientos ambientales en el ámbito académico, en el político-económico y en los medios de comunicación. El objetivo ambiental de esta organización es designar qué está pasando, quiénes son los culpables, cuáles son las consecuencias para el futuro y cómo mitigar dichos impactos en el planeta, presentando posturas económicas y políticas capitalistas reformistas.

La labor investigadora ambiental en esta organización la realizan científicos y profesores cualificados a título lucrativo y paralelamente a sus respectivos trabajos, situándose de esta manera en una supuesta imparcialidad que pueda favorecer la elaboración de unos informes cabales de referencia. Estos especialistas son elegidos de manera distribuida entre países desarrollados y países en vías de desarrollo con el fin de poder representar medidas favorecedoras para los distintos contextos actuales.

De esta forma, las dos principales virtudes de este organismo es la supuesta ecuanimidad de sus estudios y estar compuesto por una comunidad de colaboradores expertos en la materia, por lo que la estructura de dichos conceptos se sustenta en terreno inmutable y deberían tomarse como referentes.

En líneas generales el IPCC se divide en tres grupos de trabajo (según el análisis ambiental perseguido) y se presentan como conclusiones cuatro escenarios diferenciados, dependientes de la progresión de las principales variables de la humanidad como son, entre otros, la evolución del número de habitantes totales de la Tierra o la distribución de la riqueza mundial.

La mayor repercusión mediática ambiental a nivel internacional se centra en las cumbres periódicas que realizada el IPCC junto a gran parte de las autoridades políticas de los diferentes países de la ONU. Un ejemplo de la relevancia internacional del IPCC fue el Premio Nobel de la Paz, recibido conjuntamente por el IPCC y Al Gore en el año 2007.

El objetivo de esta entrada es catalogar las diferentes profecías mundiales sobre la evolución de la economía, la sociedad y el medio ambiente, ponderando los diferentes intereses monetarios como timón de cada movimiento (Ilustración 3). Subrayar que cada uno de los informes publicados por el IPCC va dirigido al ámbito gubernamental, pues son los que poseen el poder para realizar los pertinentes cambios. De esta forma, surgen ingentes cantidades de críticas hacia el IPCC, pues afecta a los intereses económicos de todas las naciones.

Ilustración 1: El juego de intereses mundiales mueve cada uno de los elementos principales de la Tierra.
Ilustración 3. El juego de intereses mundiales.

2. IPCC: GRUPOS DE TRABAJO Y ESCENARIOS PREVISIBLES

Los informes del IPCC están divididos en capítulos que contienen la evaluación científica, técnica y metodológica de base, un Resumen para Responsables de Políticas (RRP) o un capítulo con consideraciones generales y un resumen técnico opcional.

En la Ilustración 4 se contempla los procedimientos que siguen estos informes hasta ser publicados. Previamente a la elaboración de dichos informes se establece la estructura que deben seguir los mismos, de la misma manera que los países deciden los expertos que han de representarles en su elaboración. Se lleva a cabo la preparación de dos borradores donde las naciones realizan las propuestas pertinentes y se finaliza el proceso con la aprobación en el plenario, a través de un consenso científico y político.

Ilustración 1: Procesos de publicación del IPCC
Ilustración 4. Procesos de publicación del IPCC

Todos los estudios y procesos de investigación se agrupan en tres principales grupos de trabajo (Tabla 1) caracterizados por los diferentes objetivos perseguidos. De esta forma el primer grupo de trabajo se centra en la manifestación física y científica de los cambios en el medio ambiente. En un segundo grupo se analiza el modo en que están cambiando los patrones de riesgos y los beneficios potenciales debido al cambio climático y estudia cómo se pueden reducir y gestionar los impactos y los riesgos relacionados con el cambio climático por medio de la adaptación y la mitigación. Y un tercer grupo en el que se plantean medidas y disposiciones para conseguir una reducción de las repercusiones negativas en el medio ambiente.

Dentro de cada grupo de trabajo los especialistas se dividen en autores principales, coordinadores de autores principales y revisores editoriales. Para cada capítulo se asignan dos coordinadores de autores principales y un grupo de autores principales que pueden llegar hasta los quince miembros.

Tabla 1: Grupos de trabajo del IPCC
Tabla 1: Grupos de trabajo del IPCC. Elaboración propia.

Las conclusiones finales se aglutinan en cuatro escenarios previsibles con características diferenciadas. Estos escenarios (Tabla  2) son fotografías alternativas de lo que podría acontecer en el futuro y constituyen un instrumento apropiado para analizar de qué manera influirán las fuerzas determinantes en las emisiones futuras. Son de utilidad para el análisis del cambio climático, en particular para la creación de modelos del clima, para la evaluación de los impactos y para las iniciativas de adaptación y de mitigación.

Una de las principales variables a analizar es la emisión futura de gases de efecto invernadero (GEI). Estos GEI son el producto de complejos sistemas dinámicos, determinado por fuerzas tales como el crecimiento demográfico, el desarrollo socioeconómico o el cambio tecnológico. Los escenarios A1 y A2 representan el aspecto económico, mientras que los escenarios B1 y  B2 se centran principalmente en metas ambientales.

4 escenarios
Tabla 2. Características de los cuatro escenarios previsibles. Elaboración propia.

3. IPCC: DETRACCIONES

Presentados todos los aspectos generales característicos del IPCC no se debe obviar las críticas recibidas por parte de la comunidad científica y por los medios de comunicación. Como ya se indicó anteriormente, el objetivo del IPCC es presentar unas guías y preceptos de actuación política que puedan mejorar las repercusiones medioambientales de las actividades humanas. La finalidad es inducir a un cambio de conductas, por lo que llevaría implícito una alteración del paradigma económico presente, con los consiguientes cambios en las fichas del tablero monetario.

El germen de estas detracciones hacia el IPCC parten de lo sesgadas que puedan resultar las conclusiones presentadas por el propio IPCC y por considerarse de por sí preceptos biblícos respetados internacionalmente, por lo que como punto de partida es sensato y lógico que deban surgir opiniones enfrentadas.

Aglomerando las principales críticas hacia el IPCC se situarían los siguientes cinco argumentos:

1) “Las proyecciones del IPCC son demasiado confiadas” Judith Curry (climatóloga americana, miembro de la National Research Council).

2) “Documento engañoso y peligroso” Patrick Michaels (ex-presidente de la American Association of State Climatologists)  y Paul Knappenberger (administrador de World Climate Report).

3) “Los gobiernos están perdiendo miles de millones de [US] libras en tecnología inútil que no tienen ningún efecto sobre el clima, pero están causando dificultades económicas y daños ambientales” Dr Peiser (director de Global Warming Policy Foundation).

4) “Crear una corriente de alarmismo generalizado” Dr Spencer (científico de estudios del clima en la NASA).

5) “La idea de producir un documento de infalibilidad casi bíblica es una tergiversación de cómo funciona la ciencia, y tenemos que mirar con mucho cuidado sobre lo que el IPCC dice  en el futuro.” Profesor Myles Allen (líder de ECI Climate Research Programme).

4. CONCLUSIONES

Como se ha indicado en la gran parte de las entradas del blog, en materia ambiental se deben plantear medidas colaboracionistas entre todos los agentes implicados, pues es un tema que afecta a la Tierra en conjunto y es necesaria una cooperación internacional. Analíticamente se avecina un panorama interesante pues chocan de frente una vez tras otras los intereses de cada potencia mundial por el control energético y económico.

Por otra parte, se evidencia que la humanidad posee todos los medios necesarios para cambiar de sentido en la sostenibilidad, pero inevitablemente ha de ir acompañado de una alteración de concepción ambiental.

Las investigaciones imparciales y realistas serán la clave de la predicción ambiental para las próximas décadas. Estos estudios cobran una gran relevancia, pues las medidas que se planteen irán encaminadas a impedir que los vaticinios se cumplan.

“Me interesa el futuro porque es el sitio donde voy a pasar el resto de mi vida”. Esta frase fue enunciada por Woody Allen y no sólo se refiere a lo efímero que pueda resultar una vida, sino a la vida de las futuras generaciones. Lo que suceda mañana será el resultado de las acciones del presente, por lo que cuanto antes se empiece a remar en la misma dirección de la sostenibilidad antes se podrá ver la tierra.

Escrito por Diego Vilela Herranz

Licenciado en Administración y Dirección de Empresas, me considero una persona implicada en la sostenibilidad e interrelación de todas las acciones tomadas por la humanidad y sus diferentes repercusiones más allá de las rentabilidades económicas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s