editorialmovele
Ilustración 1. Plan MOVELE: Proyecto de Movilidad Eléctrica. Administrado por el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE).

El Plan MOVELE 2015 (Ilustración 1) para ayudas a la compra de vehículos eléctricos (VE) se ha aprobado en la mañana de ayer en el Consejo de Ministros con una partida económica de siete millones de euros, gestionables por el IDAE.

El objetivo de estas ayudas se centra en el apoyo al sector de fabricación de VE, de componentes y de infraestructura de carga, destinándose tres millones de euros menos que para las partidas de los años 2013 y 2014. Con esta iniciativa se pretende conceder más protagonismo a los vehículos menos contaminantes, con un parque actual de 10.000 VE en España y 65 modelos matriculados al mes.

De entre las principales características del Plan destaca el precio máximo de adquisición de 40.000 euros por coche y las ayudas, desde los 1.950 euros para cuadriciclos ligeros a los 20.000 euros para autobuses y autocares. La fecha límite para poder optar a este empuje institucional será el 31 de diciembre o hasta agotarse la partida presupuestaria (en 2014 se agotó el 19 de noviembre).

CRÍTICAS AL NUEVO PLAN

Ride_and_Drive_EVs_Plug'n_Drive_Ontario
Ilustración 2. VE con estaciones de carga urbana. Fuente: Plugn Drive Ontario.

Uno de los puntos polémicos del nuevo Plan se centra en la obligatoriedad de disponer de un punto de recarga (Ilustración 2) por cada VE matriculado, para lo cual corresponderá una ayuda de hasta 1.000 euros. La patronal de vendedores y talleres (GANVAM) defiende que esta medida frenará el crecimiento de la compra de VE, pues se han matriculado en el primer trimestre de 2015 un 60% más de VE que en el mismo período de 2014.

Otra cuestión criticada del nuevo Plan ha sido la incompatibilidad con otros programas estatales para la compra de automóviles como puede ser el caso del Plan PIVE, lo que anexionado al descenso en tres millones de euros para el nuevo Plan MOVELE puede amparar la teoría de un menor apoyo administrativo a este parque automovilístico sostenible.

Como parte relevante de esta corriente de compra de VE se debe priorizar la ejemplificación a partir de la Contratación Pública Verde, transmitiendo el ideal de la viabilidad del mismo y su continua integración en la sociedad a partir de los organismos públicos.

El horizonte de la sostenibilidad automovilística se debe apoyar en la colaboración y el progreso conjunto, pues por una parte se deben aportar las infraestructuras y estaciones de recarga necesarias y por otra parte se debe apostar de manera individual por esta compra sostenible donde no sólo aporte beneficios ambientales, sino también una mejora económica familiar y un aumento de calidad de vida en las urbes. Y para ello se deben tomar modelos como el estadounidense o el noruego, donde los vehículos progresivamente están cediendo el protagonismo en la contaminación urbana.

Escrito por Diego Vilela Herranz

Licenciado en Administración y Dirección de Empresas, me considero una persona implicada en la sostenibilidad e interrelación de todas las acciones tomadas por la humanidad y sus diferentes repercusiones más allá de las rentabilidades económicas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s